Los grandes fabricantes de ordenadores cada vez abogan más por la digitalización. Los usuarios de Mac OS X ya tomaron buena cuenta de ello cuando Apple decidió retirar el lector de CD/DVD de su MacBook Air hace unos cuantos años. Y Microsoft, que siempre tiene un un ojo pegado a lo que hacen los señores de la manzana, ha empezado a hacer lo mismo. Hasta el punto que ahora mismo nos sería difícil encontrar un portátil con unidad óptica incorporada. ¿Podríamos entonces utilizar un lector de DVD interno y convertirlo en una unidad de DVD externa para nuestro nuevo PC?

Cómo convertir un lector de DVD interno en un lector externo

Los tablet PC con Windows 8 o 10 no tienen lector óptico por simple lógica “de espacio”, pero cada vez es más frecuente encontrar portátiles y equipos con Windows que se venden sin el habitual lector de discos. Sin duda, para algunos esto puede ser un problema, ¿Qué hacemos con todos esos discos “ripeados” y todos esos programas y películas que hemos ido amontonando durante años?

Si todavía guardamos algún PC o portátil viejo por casa una solución súper práctica puede ser reconvertir su lector de DVDs interno en un lector externo. Es una tarea extremadamente sencilla que no nos llevará más de 15 minutos. Para ello solo necesitaremos:

  • Una carcasa para el lector
  • Un destornillador
  • Ganas de “trastear”

Desmontando la unidad de DVD y volviéndola a montar de manera independiente

Las carcasas para lectores suelen andar muy bien de precio, y puedes encontrarlas por algo menos de 10 euros. Una opción recomendable es la carcasa de Salcar, disponible en 2 colores y compatible con discos SATA de 12.7 mm. – la que llevan la mayoría de lectores DVD -.

carcasa para dvd_1

Si no te quieres gastar dinero y tienes alguna carcasa para discos duros en casa también la puedes reutilizar para tu lector de DVDs y así evitas el gasto (eso sí, a ver cómo te las apañas para meter el lector en la carcasa…).

El proceso para convertir un lector/grabador de DVD interno en un reproductor de DVD externo es tan sencillo que con 4 anotaciones queda todo dicho.

Paso 1: Retira el lector de DVD interno del PC

Desmonta el lector de DVD de tu viejo ordenador. Para ello necesitarás un destornillador y un buen ojo de halcón para localizar todos los tornillos que mantiene unido el lector con la carcasa del PC, por la gracia y milagro de Bill Gates.

quitar dvd de portatil

Paso 2: Introduce el lector en la carcasa y establece las conexiones

Conecta el lector en la nueva carcasa externa. Algunas carcasas suelen traen unos pequeños conectores SATA de color rojo, y otros simplemente con conectarlos al controlador interno es suficiente.

En la imagen que vemos a continuación podemos comprobar el formato de la entrada donde se debe conectar el SATA.

convertir-lector-DVD-externo-01

Paso 3: Cableado y Plug and Play

Conecta la alimentación y un cable USB al lector y enchúfalo al notebook, tablet o portátil. Estos dispositivos suelen ser Plug and Play asi que no hace falta instalar ningún driver. Eso sí, vas a necesitar dos conexiones: alimentación y datos.

convertir-lector-DVD-externo-01

Paso 4: ¡A disfrutar!

Tómate una caña a tu salud por un trabajo bien hecho.

Cómo ves una solución económica y sencilla para poder seguir utilizando tus discos en tu nuevo dispositivo sin necesidad de comprar un nuevo lector (que tampoco son tan caros, todo sea dicho).

Lectores de DVD externos: una salida práctica e igual de económica

Si vamos a comprar una carcasa y lo que queremos es una solución rápida para volver a tener un lector/grabador/reproductor de CDs y discos DVD, quizá nos compense más comprar un lector externo. Especialmente si la unidad de DVD de nuestro PC es muy vieja.

Su precio suele rondar los 20 euros, son ligeros y probablemente tengan una vida útil mucho más larga que la de nuestro viejo lector. Aquí algunas de las mejores propuestas actualmente.

dvd_externo_usb

En este caso no necesitamos corriente, datos y alimentación van por el mismo cable.