Datos que no deberías compartir en redes sociales


Compartimos tantos detalles de nuestra vida diaria en línea, pero ¿dónde debemos trazar la línea de lo que publicamos acerca de nosotros mismos, nuestra familia y nuestros amigos?

Hay algunos datos de información personal que lo mejor es no compartir en línea, aquí están diez de ellos:

1. Fecha de nacimiento completa

Si bien es posible que nos encante recibir un montón de felicitaciones de cumpleaños publicadas por nuestros amigos en el muro de Facebook, tener tu fecha de nacimiento publicada en tu perfil puede proporcionar a los estafadores y a los ladrones de identidad una de las piezas clave de información necesarios para robar su identidad y abrir cuentas en su nombre.

2. Tu ubicación actual

Muchas personas no se dan cuenta de que cuando publican una actualización de estado o un tweet, también pueden revelar su ubicación actual. Dar a conocer tu información de ubicación puede ser peligroso porque le dice a los ladrones potenciales que podrías no estar en su casa. Dependiendo de la configuración de privacidad, ese tweet inocente de tu lugar de vacaciones puede dar a los malos la luz verde que estaban esperando para robar en tu casa.

3. Las fotos de menores etiquetadas con sus nombres

Este es un tema sensible. Todos queremos proteger a nuestros hijos, por ejemplo cualquiera de nosotros apartaría a un niño delante de un camión para protegerlo, sin embargo muchos de nosotros publicamos cientos de fotografías de nuestros hijos en línea para que el mundo las vea. El problema es que nunca se puede estar seguro de que sólo tus amigos estén viendo esas fotos. ¿Y si a tu amigo le han robado su teléfono y, como a muchos nos pasa, dejamos la sesión de Facebook abierta?

Si vas a publicar fotos de tus hijos, elimina cualquier información geográfica, y evita el uso de sus nombres reales en la etiqueta de la imagen o descripción. Simplemente omítelos.

Yo mismo sería un hipócrita si dijera que nunca he etiquetado a un niño en Facebook, pero evidentemente es un error y lo he solucionado.

4. El Domicilio

Una vez más, nunca se sabe quién podría estar buscando su perfil. No se debe publicar donde vivimos porque sino estaremos poniendo las cosas fáciles a los malos.

5. Tu número de teléfono real

Si bien es posible que desees que tus amigos sean capaces de ponerse en contacto contigo, lo que ocurre si tu teléfono real cae en las manos equivocadas es que tu ubicación podría ser averiguada por alguien usando una herramienta de búsqueda inversa de número de teléfono, que están libremente disponibles en Internet.

6. Tu estado civil

¿Quieres darle a un acosador la luz verde que han estado esperando para campar a sus anchas mientras que saben que es más que probable que estés solo/a en casa?
La publicación de tu estado civil es la manera más segura de lograr esto.

7. Geoetiquetas

No hay mejor hoja de ruta a tu ubicación actual que una imagen etiquetada geográficamente. El teléfono puede estar grabando la ubicación de todas las imágenes que hagas sin que ni siquiera tú lo sepas. Elimina la opción de geolocalización en la cámara de tu móvil.

8. Los planes de vacaciones

“Voy a estar de vacaciones el 25 de agosto. Por favor venga a robarme”, que es básicamente lo que está diciendo a la red social de los delincuentes cuando publicas tus planes de vacaciones, fotos de las vacaciones, y cuando se etiqueta la ubicación a tí mismo mientras está todavía de vacaciones.

Espere hasta estar en casa antes de subir sus fotos de vacaciones o hablar de sus vacaciones en línea.

9. Cosas embarazosas

Antes de publicar cualquier cosa en línea piensa un momento. ¿Querría mi jefe o la familia ver esto? Si no es así, no lo hagas. Incluso si publicas algo y lo eliminas, eso no significa que alguien haya podido tomar una captura de pantalla de la misma antes de eliminarlo.

10. Información acerca de su trabajo actual o proyectos relacionados con el trabajo

Hablar de cosas relacionadas con el trabajo en las redes sociales es una mala idea. Incluso una actualización de estado inocente estando a punto de presentar un proyecto, podría proporcionar información valiosa a tus competidores, que podrían aprovecharlo en contra de tu empresa.

Cualquier individuo que participa en las redes sociales sacrifica una cierta cantidad de privacidad, pero un usuario experto puede limitar lo que comparte. Recuerda, las herramientas más potentes para defender nuestra privacidad personal en sitios de redes sociales son el sentido común, precaución y escepticismo.

2 comentarios sobre “Datos que no deberías compartir en redes sociales

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

Crea tu propio blog con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: